Insta a las Administraciones a activar planes renove del equipamiento de la vivienda y la rehabilitación.

La Asamblea anual de SEA Madera y Mueble celebrada este viernes 8 de abril en Vitoria-Gasteiz, ha analizado la situación del sector y ha alertado sobre la delicada situación que atraviesan las empresas de madera y mueble y su preocupación por un futuro incierto. Los datos del informe presentado en la Asamblea de socios, constatan el debilitamiento y el estado de crisis continuo de la actividad económica del sector, que continúa arrastrado por la caída en barrena de la construcción. En este sentido, uno de los datos relevantes que avalan la parálisis del sector de la construcción y por consiguiente de la actividad de las empresas de madera y mueble dedicadas fundamentalmente al equipamiento de viviendas (puertas, ventanas, suelos, mobiliario y cocinas), es la paralización total y absoluta en los dos últimos años de las actividades de promoción de viviendas de protección oficial, frente a las más 3.300 viviendas iniciadas en el año 2007.

Durante la Asamblea, el presidente de la SEA Madera y Mueble Jesús María Corres, ha solicitado el apoyo de las administraciones públicas a un sector que requiere con urgencia “una asistencia especial”. “Es necesario generar sinergias económicas que incentiven el consumo mediante planes renove en sus diferentes versiones y la rehabilitación y que supongan un revulsivo para un sector al borde de la desaparición” ha afirmado Corres durante su intervención.

Un acercamiento al sector vasco de la madera y el mueble a través de los datos arroja

que en 2008 Euskadi contaba con 3.833 empresas pertenecientes al sector de la madera y el mueble (comprendiendo entre éstas también a los intermediarios de comercio de muebles, artículos del hogar y ferretería; y al comercio al por menor de muebles y aparatos de iluminación). A cierre de 2015 este sector estaba conformado

por 2.575 empresas, 1.258 menos que hace siete años.

 En el mismo período en Álava se ha pasado de 457 empresas a 331. En el camino se han quedado 126 proyectos, 126 fuentes de empleo y riqueza para nuestro territorio.

 En términos de empleo el sector de madera y mueble empleaba en 2008 a 20.785 personas en Euskadi, en diciembre de 2015 esta cifra descendía prácticamente a más de la mitad, 9.889. Es decir, 10.896 trabajadores menos que hace siete años.

En cuanto a los empleos que se han perdido en Álava, el sector contaba con 2.909 empleados en 2008 frente a los 1.545 del año 2015. En total, 1.365 empleos perdidos durante estos siete años.

En opinión de los representantes alaveses de madera y mueble, “el futuro debe estar encaminado también hacia la innovación, el redimensionamiento de las empresas, la internacionalización así como de la diferenciación y el valor añadido de nuestros productos.”

Esta página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios.
Si continúas navegando, sin modificar la configuración, consideramos que aceptas su uso. Puedes modificar la configuración en cualquier momento.

Aceptar Más info